Altea
Escrito por Pascual Hernández / Fotos: Viajeroshoy.com.    Imprimir

Altea-casa CervantesLa Joya de la Marina Baixa

Altea se eleva sobre el Mediterráneo con sus bellas casas blancas que se funden en sus miradores con el azul del mar

Refugio de artistas (Rafael Alberti, Blasco Ibáñez...), artesanos y buscadores de pequeños paraísos los 24.000 habitantes de Altea se multiplican al llegar el estío con la llegada de los residentes de temporada, turistas de paso y curiosos que desean conocer una de las más bonitas localidades del Mediterráneo español.

Enclavada en un cerro sobre una bella bahía, Altea se baña en el Mediterráneo en pequeñas y blancas calas empedradas que se suceden por su litoral. Blancas son también las fachadas encaladas de su pintoresco casco histórico sobre el que emerge la bellísima cúpula azul y blanca de la iglesia parroquial de Nuestra Señora del Consuelo sobre la que se tejen hermosas plazas, miradores y calles que suben buscando la montaña o bajan camino del mar. Altea se encuentra a 58 km al norte de Alicante, provincia a la que pertenece, entre los municipios de Alfaz del Pi y Calpe, en la comarca de la Marina Baja.
El nombre de Altea proviene de la palabra árabe Altaya (durante la última fase del dominio musulmán perteneció a la taifa de Denia) y al ser conquistada en 1244 por Jaime I de Aragón pasó a denominarse Altea, aunque se conoce que ya en el Neolítico existió un núcleo de población y se han encontrado vestigios en el término de íberos y romanos.
El siglo XVIII marcó su auge agrícola, pesquero y comercial. Posteriormente durante el siglo XIX la vida oficial y comercial se transladó hacia el núcleo urbano próximo al mar. En los años 60 del siglo XX la ciudad experimentó un boom turístico que multiplicó su población, con casi un 35% de residentes extranjeros en la actualidad.

Encanto mediterráneo

Altea-Cupula Iglesia de la Asunción

Su núcleo histórico, en la parte alta, popularmente conocido como el Fornet, conserva la fisonomía mediterránea con restos de un castillo, la iglesia de Nuestra Señora del Consuelo con sus dos cúpulas azules, el Portal Vell, la calle de Santa Bárbara o la plaza de la iglesia. Miradores con bellas vistas al Mediterráneo, tiendas de artesanía, galerías de arte, restaurantes y casas encaladas con flores en balcones y ventanas de forja, conforman esta parte de la ciudad propicia a los paseos o detenerte en una de sus terrazas o miradores para disfrutar del azul del Mediterráneo mientras comes o tomas una copa en uno de sus restaurantes.
Desciende por sus bellas calles empedradas hasta la orilla del mar donde se encuentran las playas, el puerto pesquero, el puerto deportivo y el Paseo Marítimo, que se prolonga hasta el antiguo pueblo de pescadores, entre numerosas tiendas, cafeterías y restaurantes con terrazas veraniegas. 
Visita en la Plaza de la Cantarería la Torre de Bellaguarda, antigua torre vigía del s. XIV que se eleva sobre los restos de la antigua torre defensiva de la Edad Media, que en 1990 fue reformada incluyendo un mirador.
Altea cuenta también con la Torre de la Galera, declarada Bien de Interés Cultural, aunque ésta se encuentra en el interior de una vivienda particular en la urbanización Galera del Mar (Calle del Mar, 100-102). Adosada a la vivienda, es de planta circular y ha sufrido una intensa remodelación y le han sido incorporados elementos modernos en su parte superior.
Entre sus características casas encaladas, destacan edificios como el Casino de Piparra, de finales del siglo XIX, en la placeta del Convent, que albergó un casino y se encuentra adosado a la fachada de la Iglesia de San Francisco.

Iglesia de la Asunción

La iglesia del Convento de San Francisco es un templo de una nave cubierta por bóveda de medio punto con arcos fajones, crucero con cúpula ciega y capilla de comunión a la derecha del crucero cubiertas por una cúpula de linterna y un campanario en la fachada. Altea cuenta también con numerosas ermitas rurales que pueden visitarse con el programa de conciertos anuales de la Ruta de las ermitas.

Gastronomía

Una visita a Altea no sería completa si no se disfruta de su variada y excelente gastronomía. Destacan los productos del mar y de la huerta, dada su ubicación entre la bahía, la sierra de Bernia y la riqueza del rio Algar. Como en toda la comunidad valenciana, los arroces son imprescindibles: desde el tradicional “A Banda” a los arroces negros, la variedad de la que se puede disfrutar es extensa. Entre los platos típicos destacan los caracoles con cebolla, el “cruet de peix” y los erizos. Dentro de las especialidades de obrador prueba la “coca a la lluma” y la “coca farcida”. Entre los restaurantes de la localidad destacan La Costera (Costera Mestre Musica, 8. Altea. Tel.: +34 965840230.http://www.lacosteradealtea.com/.) que sirve una deliciosa cocina francesa; La Capella (San Pablo 1 03590 Altea. Tel.: +34966880484. www.lacapella-altea.com/) por sus ricos arroces; L'Airet d'Altea (Sant Pau, 8. Altea. Tel.: 966882352) especializado en pescado y arroces, y El Perro Negro (C/ Costera Pont De Montcau 13. Altea. Tel.: +34 965 840 633) potr su cocina tradicional y ostras. A 6 km de Altea, en La Nucia, se encuentra uno de los mejores restaurantes de la Comunidad valenciana, El Xato (Av. l'Esglèsia, 3. La Nucia. Tel.:+34965870931. www.elxato.com) con platos de cocina tradicional y menús más creativos.

Playas

Playa Altea

Altea posee más de 6 km de costa en la que se alternan acantilados y pequeñas calas.

*Playa de La Roda. Es la playa más popular y concurrida, puesto que se encuentra en el casco urbano de Altea.

*Playa de La Olla. Es uno de los lugares tradicionales de veraneo. Frente  a ella emerge del mar la "Isleta", un pequeño islote a 500 m de la playa. Cuando más frío hace en esta parte del pueblo hay un lugar en esta playa donde el agua empieza a hervir, de ahí su nombre.

*Playa de Cap Negret. Es una playa de gravilla negra de rocas volcánicas y aguas limpias, muy frecuentada por su tranquilidad.

*Playa de El Mascarat. Se encuentra bajo la sierra de Bernia junto al Puerto Deportivo Campomanes. Es colindante con el término municipal de la vecina ciudad de Calpe.

*Cap Blanch. Es la mayor playa de Altea, va aumentando considerablemente de anchura hasta unirse con la playa del Albir, que ya pertenece al término municipal de Alfaz del Pi.